4.7.12

Commodore Plus: Unas palabras con Antares

Entrevista realizada por Bieno64 para CommodorePlus:

Teniendo un poco en cuenta la edad de nuestro ordenador y que mucha gente sigue o ha seguido durante muchos años esta afición o a veces casi religión que profesamos desde este blog, comenzaremos una serie de entrevistas con gente que estuvo o está actualmente vinculada al 64 de una manera u otra. Y para esta primera entrevista tenemos el gusto de que ANTARES nos haya dedicado unas palabras sobre sus experiencias y vida en los 8 bits. Empecemos:

Escudado detrás de su primer 64 Escudado detrás de su primer 64


1 - Cuentanos un poco sobre Antares, ¿quien eres? ¿ a que te dedicas?


Antares es una estrella supergigante en la constelación de Escorpio. No, no soy Escorpio. Ni, ya puestos, creo en la astrología. En lo que sí creo es en la Astronomía. La ciencia, vaya, la de verdad. Me ha fascinado desde que era poco menos que un preadolescente. De ahí el nick que adopté, hace años: "Antares".

Cuando me desenvuelvo (a duras penas) sobre la superficie del planeta Tierra, me llamo Ángel y tampoco soy astrofísico (por desgracia), sino ingeniero informático (lo adivinasteis: el C64 tiene que ver con esto). Empecé picando código, como suele ser habitual en el gremio, pero hace tiempo que ando en otras cuestiones más relacionadas con análisis, diseño técnico y gestión de proyectos.

2 - ¿Cual fue tu primera experiencia con un ordenador?


No fue culpa mía, yo era joven y necesitaba el dinero... estoo...

... pues lo cierto es que se pierde en la neblina de mi memoria (lo cual es no decir mucho porque esa neblina se extiende desde que nací hasta anteayer más o menos); no sé si lo primero que vi fue la legendaria consola del Pong, allá a finales de los 70 o principios de los 80, o si fue un VIC-20. Creo, más bien, que éste último. Pero mi padre lo usaba en su trabajo, de modo que estuvo poco tiempo en casa. Aún así, fue lo suficiente como para empezar a intrigarme.

Es curioso cómo los cachivaches electrónicos fascinan a los niños; pasaba en los 80 y sigue ocurriendo hoy en día. Aunque, si me apuran, creo que tenía más "magia" en aquel entonces. Por una sencilla razón: ahora, llevan décadas existiendo, por mucho que hayan evolucionado. Entonces, acababan de aparecer. Sencillamente, no había habido, nunca, nada comparable.

3 - ¿Que recuerdos conservas de tu andadura dentro de este mundillo?


Los de cualquier chavalito promedio que empezaba a trastear con ordenadores en los 80: juegos. Solo o en compañía.

Hombre, especificando algo más, recuerdo cosas como...
. El Spectrum-teclitas-de-goma de mis vecinos del piso de abajo, con el que pasamos ratos verdaderamente memorables.
. El International Soccer (y, más tarde, el Rock'n Wrestle) de C64, funcionando en modo demo en el escaparate de El Corte Inglés, ante el que nos arremolinábamos los niños que salíamos del colegio por la tarde (cuando aún había clase por la tarde en Primaria).
. Mis pinitos con la programación en BASIC del C64, primero copiando el código que publicaban en la Commodore Magazine y, después, intentando perpetrar (ojo al verbo) mis propias aventuras conversacionales (¡que tenían incluso sonido y sprites! ¡ohhh! ¡ahhh!)
. Mis razzias en busca de juegos difíciles de conseguir (que eran multitud; el C64 siempre fue minoritario... y en mi ciudad provinciana de la España profunda, más aún), por lo legal o por lo corsario... ya me entendéis.

En fin, es prácticamente imposible resumir 10 ó 12 años de recuerdos en un par de párrafos. A mi vieja web me remito ;)

4 - ¿Actualmente sigues con tu afición o la has aparcado?


La he aparcado, me temo. Hace años. Recuerdo cuando me despedí del foro de Lemon64 (estaba en el equipo de moderadores), con verdadera pena. Pero, en fin, corrían otros tiempos. Tiempos en los que, vaya, uno se casa, se hipoteca, se reproduce y el tiempo disponible para menesteres distintos de los relacionados con todo ello, se va desvaneciendo.

En alguna ocasión lanzo el CCS64 o el SIDPlay, pero es cosa infrecuente.

5 - ¿Cual era el equipo que utilizabas y que conservas actualmente?


Un C64 "panera" (breadbox, vaya) clásico que mis padres me compraron en 1983, con un par de joysticks clásicos y un Datassette. Aún lo tengo en casa, y aún funciona. O, al menos, funcionaba la última vez que lo encendí, años ha.

Además, tengo otros C64 clásicos, varios C64C, un Aldi C64 y un C128 más escarallado que operativo. Añádase a la lista una colección de periféricos varios: ratón, Datassettes, unidades de disco (la original, modelo adoquín-de-iglesia-románica y la posterior, más ligera) y alguna que otra rareza adicional. Todo ello adquirido en eBay, a precio de saldo, en el momento álgido del repunte de mi fiebre retro, hace ya cerca de 10 años.

Algunos de esos C64 que compraba en eBay por cuatro perras (salían más caros los gastos de envío que el cacharro en sí) los usaba para piezas o los reparaba, armado de destornillador, soldador y paciencia).



6 - ¿En que sitios participabas y de que manera?


Comencé con aquel entrañable servicio FTP Arnold'64 (hoy en http://arnold.c64.org), en el que me topé con los primeros juegos "emulables" de C64, allá cuando los escasos interneteros que en el mundo éramos, buscábamos con Yahoo porque Google no era ni siquiera una idea en la Mente del Padre Celestial. Por aquel entonces me había hecho yo con una copia original, en diskette de 3.5" del C64S, de Seattle Labs. Fue un verdadero descubrimiento.

Más tarde, en mis más fervorosos tiempos de commodorero redivivo (yo diría que entre los años 2000 y 2005 aproximadamente), mi web de cabecera era, cómo no, Lemon64 (http://www.lemon64.com), de donde llegué a ser moderador. O, más bien, a formar parte del equipo de moderadores, gracias a que:
a) Estaba tol día enganchao al jodío sitio ;)
b) Me apañaba bien con el inglés (ahora he perdido soltura, lo confieso).
c) Siempre fui educadito y cortés. Vamos, ese fue el motivo que adujeron para invitarme a formar parte del Círculo de los Elegidos Lemoneros: que era un tío muy educado. Sí, supongo que les pareció que no daba el perfil-cliché de latino-pasional-y-chillón. Pues no, no lo daba. Y a mucha honra ;)

También otras como el celebérrimo "Magyar", un archivo descomunal de juegos de C64 (http://c64.hardwired.hu).

En realidad, tenía yo una muy nutrida colección de sitios commodoreros (y algunos de otras "filiaciones", como dedicados al Amstrad, el Speccy y más genéricos, de la indole de Emulatronia), aunque, ya os digo, Lemon64 siempre fue mi referente.

Y, cómo no, entre las webs nacionales que no dejaba de visitar prácticamente a diario, estaban Commodore Manía (http://usuarios.multimania.es/bovirtual), del inimitable Bovirtual, y Computer EmuZone (http://computeremuzone.com), del gran Karnevi.

Es, en cierto modo, reconfortante, comprobar que casi todos los sitios que visitaba en mis buenos tiempos en el mundillo, siguen existiendo.

7 - ¿Como nació Goto 1982?, Que herramientas utilizabas, cuanto tiempo te llevaba mantener la web, alguna historia que nos puedas contar relacionada a la web o sus usuarios...


Allá cuando los dinosaurios triscaban gráciles entre helechos gigantes y libélulas colosales, tuve la feliz idea de asomarme a Internet, con una paginilla rupestre en la que compartiera con el vacío (porque, la verdad ¿quién la iba a leer?) algunas de mis aficiones. Empezó como una cosa más bien pueril, aunque siempre quise alejarme de la típica web de la época, trufada de gifs animados en colores chillones y fotos horteras de la novieta y el perro de merendola en el campo. Eso sí que me parecía que rayaba en lo preescolar. "Mirad todo el mundo. Este soy yo con gafas de sol, yéndome de caldereta". Bueno. ¿Y a quién le importa?

Sí, lo mío tampoco le importaba a nadie más que a mí, pero, al menos, tenía un poquito más de neuronal-power detrás. No mucho, pero sí lo suficiente como para deshorterizarlo. No en vano, mi primera página web, alojada en Arrakis (no, el planeta no: era un ISP sevillano inicialmente muy minoritario que, durante sus años de gloria llegó a pertenecer a la British Telecom), se llamó "La Página de Antares" (el título es, obviamente, un grandísimo ejemplo del neuronal-power antes mencionado) y se dedicaba, fundamentalmente a... la Astronomía. Creo recordar que la imagen de portada era una preciosa foto de Las Pléyades o (como los pedantes las llamamos) el cúmulo M45, un grupo de estrellas recién nacidas, en la constelación de Tauro, que aún se envuelven en el gas del que han surgido y al que iluminan con un tono blanco azulado hipnótico...

... esteee... a lo que iba. Bueno, pasé un verano capturando imágenes de constelaciones con el antediluviano EzCosmos para MsDOS (un programita-planetario-virtual, de esos a los que les metes unas coordenadas y una fecha y te dibuja el cielo en ese momento, con las posiciones de los planetas, las fases de la luna y demás) y describiendo cada una de las estrellas principales (magnitud, distancia a la Tierra...), con la ayuda de algunos libros. Sí, sí, con el libraco de turno abierto al lado del teclado, anotando referencias y datos... vamos una fricada.

Cierto día tuve la idea de añadir algunas secciones más. A fin de cuentas, no tenía mucho sentido que creara un apartado de "noticias astronómicas" en una especie de chozo-perdido-versión-online, como era mi página (o sea, una cosa cutre, pequeña y que nadie había visto o tenía ganas de visitar). Y surgieron una dedicada a Los Simpsons (fui un eminente simpsólogo, en mis buenos tiempos), otra al equipo de fútbol de mis amores (en aquel entonces en los que el fútbol me entretenía un poco; ahora, por si queréis saberlo, me la trae al pairo) (y no, no era ni el Madrí ni el Barsa. Era el Club Deportivo Badajoz. Con dos cojones) y una última en la que... fijaos qué cosa, me daba por escribir un comentario (review, que diríamos) de un juego de C64. Uno cada semana.

Pasó el tiempo, y la sección de Los Simpsons me aburrió. Además, no aportaba nada, aparte de listar los capítulos de cada temporada y cuatro zarandajas estériles más. Lo mismo podría decirse de la de fútbol, aunque me consta que más de uno aseguraba que prefería mis comentarios de los partidos de los domingos, a los que publicaba el periódico local. Hombre, no es que me considere un firme candidato al Nóbel de Literatura, pero juntar letras mejor de lo que lo suelen hacer los redactores deportivos del -no lo mencionaré- tal periódico local, no es muy difícil. Y, en fin, me di cuenta de que lo que más me entretenía era escribir los comentarios de juegos de C64. Poco a poco, esa sección fue tragándose a las demás.

Los primeros comentarios venían directamente de "La Página de Antares", en la que tenía un espacio de alojamiento muy limitadito, así que eran fichas escuetas a más no poder. Además, no sé bien por qué motivo (quizás era por el "respeto" que, en cierto modo, imponía el comenzar a adentrarse en el proceloso océano de Internet) estaban escritas en un tono que oscilaba entre lo ingenuo y lo insoportablemente cursi.

Eso fue cambiando con el tiempo. Hubo un momento en el que las fichas de juegos de Goto1982 eran INSUFRIBLES. Incluso para mí. No escribirlas, no, sino leerlas un tiempo después. Eran una especie de vomitona de abstracciones sin hilo conductor, sin partir de ningún sitio ni llegar a otro concreto. Parecía como si me esforzara por evitar el argumento del juego y utilizara la página para clamar contra (o a favor de) cualquier chorrada que me pasara por la cabeza en aquel momento. Esa etapa dio paso a un estupendo término medio consistente en fichas más o menos largas (pero no tanto como el rollo cojonudo que estoy largando aquí), pero más "al grano" y con un sentido del humor que, en fin, para qué vamos a negarlo, no estaba mal afinado. Desquiciado, pero comprensible. O, al menos, a mí me lo parecía.

Página web Goto 1982Página web Goto 1982

Goto1982 se quedó congelada en el tiempo cuando planeaba yo algunos cambios, como dividir las fichas en secciones en las que comentara aspectos concretos del juego como "personajes" (con fotos de los malosos y protagonistas), "armas y objetos"... en fin, os hacéis una idea. Estaba, además, dando mis primeros pasos en PHP y MySQL, y quería incluir un buscador de juegos para que uno pudiera saltar directamente a la ficha o fichas que le interesaran. Ah, y tenía medio acabado un mapa completo del Dan Dare (primera parte). Por entonces fue cuando "tiré del cable" y dejé, a la versión ultrapixelada de Michael J. Fox (en el papel de Marty McFly, de Regreso al Futuro) con la cara de pasmo que, más de un lustro después, todavía hoy sigue luciendo en la portada.

Por cierto, nunca agradeceré lo bastante a Karnevi, de Computer EmuZone, que se ofreciera a alojar mi página, con sus 700 fichas y juegos descargables (más extras como mapas, manuales, música SID...) como parte de su sitio. Tenía yo contratado el alojamiento con... bueno, no recuerdo qué servicio gringo que un día, de buenas a primeras, se fue al carajo y nos dejó colgados a todos los suscriptores. Allí llegó Kar, al rescate y, gracias a eso, Goto 1982 aún sigue existiendo, aunque sea en forma de fósil ultracongelado. Y con cara de pasmo, insisto.

Hmmm... ¿herramientas que usaba? Puf, no me acuerdo, a estas alturas. Sí sé que empecé con el FrontPage, en la era de La Página de Antares. Después, me pasé a herramientas de Macromedia, no sé si Fireworks y Dreamweaver, o algo parecido. En los últimos tiempos, en los que me volví más friqui-hardcore, ya editaba a veces el código a mano. Porque yo lo valgo. Y soy así de friqui. Y de capullo.
No hay muchas anécdotas que contar, salvo que, gracias a Goto 1982, contacté con gente de lo más interesante que, además, frecuentaba el foro de Lemon. Recuerdo a Mr. Gag un commodorero argentino francamente simpático y colaborador, que me envió algún que otro juego con "trainers", en rigurosa exclusiva para que lo colgara en mi página (en uno incluso tuvo el detallazo de incluir una dedicatoria a mí y a mi novia -actual esposa-), o Piti, otro porteño que incluso llegó a escribir comentarios de juegos para mi página, como el Blackwyche y el Fairlight. Y, bueno, los ya mencionados Bovirtual y Karnevi. Seguro que me dejo a más de uno, pero, ya os digo, mi memoria no es lo que era. Y era una mierda. Imaginaos cómo es ahora.

8 -¿Sigues en contacto con alguien que hayas conocido gracias a tu paso por el mundo del C64? teniendo en cuenta que eras usuario de CEZ, Lemon64, CommodoreMania, etc.


Pues sí, precisamente con Bovirtual y Karnevi. Hombre, ya no tanto, es cierto. De Kar no sé nada desde que lo añadí al "caralibro" ;) Y de Bo puedo decir lo mismo. En cualquier caso, son de esas personas que, curiosamente, te caen estupendamente sin haberles conocido "en directo".

Y, faltaría más, aún hablo de cuando en cuando con el grandísimo Hergest (en algún post de Lemon64 le veréis). Pero ahí hago trampas, porque el zagal es amigo mío desde tiempos inmemoriales. Por si no le ubicáis, os diré que era un genio del ensamblador del C64 (hacía alguna que otra demo), escribió algunos comentarios de juegos en la MicroManía, allá por los 80 y era de la quinta del malogrado Pablo Toledo (programador del Chicago's 30 y el Budokan de C64, por ejemplo).

9 -¿Irias a un RetroMadrid o encuentro de retro informática?


Hombre, si me cae al lado de casa, no me importaría ;)

Lo cierto es que ese tipo de encuentros me parecen simpáticos, pero, para ser sinceros, no ando sobrado de tiempo ni de parné, así que cosas que impliquen un desplazamiento y varios días de estancia, hoy por hoy... hoy al cuadrado. Esto... :p

Pero todo se andará, seguro.

10 - ¿Tienes intención de volver a la escena?


¿Intención? Quizás. ¿Posibilidad? Cercana a cero. No estoy totalmente desconectado, eso sí: aún sigo dejándome caer por Lemon64 o por sitios más recientes como C64.com (o Games That Weren't, que me parece interesantísimo), pero ya soy más bien "sujeto pasivo" y no participo nada.

Sin embargo, como muchos commodoreros con hijos piensan (estoy seguro de ello), en cuanto mis peques tengan edad, les pongo un joystick en la mano, y me siento con ellos a enseñarles lo que es un videojuego de verdad. Ni equisbox ni na. ;) Así que, en cierto modo, creo que pasaré la antorcha a la próxima generación...

Nota a pie de página: a pesar de que peinaría canas si no tuviera el cráneo pelado, sigo siendo un gran aficionado a los juegos de ordenador. Los de ahora, sí. Y me desdigo de muchas de mis afirmaciones en Goto1982, en las que clamaba por esa especie de autenticidad mágica de los Impossible Mission, Monty on the Run y adláteres. No: los juegos modernos son una maravilla. No sólo en el aspecto técnico (que también) sino en el hecho (yo diría que rompedor) de que, ahora, cuentan historias. Y algunas, francamente buenas. Se han mezclado un mucho con el cine y, si se me permite, un poco con cierta literatura, y han emergido casi como un medio nuevo, muy alejado, en realidad (salvo en sus fundamentos más básicos) de los entrañables cumulenos de píxels estidentes y de bordes afilados con los que jugábamos en los 80.

Eso sí: me perdonen ustedes, pero soy un PCero irredento. Profeso una cierta inquina a las consolas ;)

La página de Antares: Goto 1982

Ver el artículo en Commodore Plus: Unas palabras con Antares.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada